Páginas vistas en total

viernes, 24 de febrero de 2017

De la Consciencia al Liderazgo


Vigo me ha recibido esta mañana con sol y un clima primaveral. Esta tarde estaré en IESIDE (AFundación) impartiendo Talento y Liderazgo en su MBA Executive. Mi gratitud a Flor y al equipo de esta institución educativa.
Ayer disfrutamos en Aliter (la Escuela de Negocios humanista que dirige Martín Hernández) de la presentación de ‘Saltar de la pecera’, de la gran experta en Marca Cristina Mulero. El libro, que apareció a comienzos de otoño, va por tercera edición. Actuó Marta Gálvez (Aliter) como anfitriona del acto, y tomamos la palabra Yolanda Sáenz de Tejada (la mejor poeta de España), Andrés Pérez Ortega (pionero del concepto de Marca Personal en nuestro país) y un servidor, además de la autora.
Para resaltar la necesidad de comprar, leer, regalar y estudiar ‘Saltar de la pecera’, me permití utilizar las cuatro primeras letras del nombre de la autora y las tres primeras del apellido paterno:
- CONSCIENCIA. Emplear la millonésima parte (la consciente) de la información que recibimos.
- REFLEXIÓN. Imprescindible e inexcusable a partir de la lectura de este libro.
- INTELIGENCIA. El Talento como “inteligencia triunfante”. Nuevos conocimientos para mejores comportamientos.
- SATISFACCIÓN. Del lector/a por una obra muy bien escrita, que incluye una historia interesante (storytelling) y valiosas conclusiones al final de cada capítulo.
- MOTIVACIÓN. “Nadie motiva a nadie”. La Marca en el Propósito, la Autonomía y la Maestría (Daniel Pink).
-hUMILDAD. Seguir aprendiendo, por ejemplo con esta obra.
- LIDERAZGO. Marcar la pauta, hacer equipo e infundir energía. Marca de Liderazgo.

Estuvimos en la presentación más de 3 horas; si bien la primera parte duró menos de 50’, el debate (con persona de gran talla intelectual y ética) fue mágico. Mi profunda gratitud a tod@s l@s participantes.

He estado leyendo en el avión esta mañana ‘Ciencia y consciencia. La interacción entre mente y materia’, de Eduardo Arroyo Pérez. Un viaje apasionante por el problema de la medida, la cuántica y la teoría de la relatividad de Einstein, el libre albedrío y cómo simular la mente. La mecánica cuántica nos obliga a reflexionar sobre la naturaleza de la consciencia (ese umbral entre la inteligencia computacional y la ejecutiva), el observador participante, etc.

Al llegar al Hotel Axis, a la una, weminar con el Club de Excelencia en Gestión sobre la gestión del talento en la era digital. Ya sabes: la tecnología ha de ser un trampolín del talento, si la Transformación Digital no se acompasa con el Cambio Cultural cometemos “Digiticidio”, el diálogo intergeneracional entre jóvenes con mayor aptitud digital y mayores más preparados en “soft skills” es imprescindible (mentoring reverso, líderes como coaches de carrera). Mi agradecimiento a Ignacio Babé y su equipo, que fomentan iniciativas excelentes como éstas.
Después del weminar, paseíto hacia la Rúa Colón, pasando por la sede de A Banca y el NH, hacia el puerto de Vigo. Una ciudad de entrañables recuerdos.

La canción de este espléndido día, de Thalía: ‘Regalito de Dios’ www.youtube.com/watch?v=F3F_gxdr_OY  “Y con un ramo de flores…”

No hay comentarios: