Páginas vistas en total

jueves, 3 de noviembre de 2016

La Incoherencia entre la Estrategia de Negocio y la Estrategia de Talento


Estupendo el evento de hoy jueves por la mañana, ‘El CEO y los RRHH’, en la sede madrileña de ESADE (c/ Mateo Inurria, 27) con ocasión de la entrega del premio CEO-DCH a Rosa García, presidenta de Siemens. José María de la Villa ha presentado el acto por parte de ESADE. Juan Carlos Pérez Espinosa, presidente de DCH (Directivos de Capital Humano) le ha hecho entrega del galardón a Rosa María García. A continuación hemos disfrutado de una mesa de debate con los Directores de Capital Humano (José Antonio Carazo), Foro de RR HH (Francisco García Cabello), Equipos & Talento (David, que ha susitituido a Mónica Gálvez) y Observatorio de RR HH (Maite Sáenz). Los cuatro le han preguntado a Rosa García sobre el “management español”, la transformación digital, la conciliación, la cultura de Siemens, lo que le pide a su DRH, la comunicación interna, la marca y la reputación, etc.
Poc@s directiv@s merecen tanto este galardón como Rosa. Somos de la misma edad (ella ha mencionado que es de 1964, buena cosecha), del mismo barrio (Ciudad Lineal, donde ha comentado que las patatas bravas del Docamar, en la plaza de Quintana, son deliciosas) y hemos estado juntos en distintos momentos profesionales (tuvo la amabilidad de prologar ‘El Bosque del Líder’, segunda parte de ‘La sensación de fluidez, reconociento el coaching de equipo que habíamos hecho con su Comité de Dirección de Microsoft; es miembro activo del Human Age Institute y desde Siemens ha apoyado esta plataforma líder de talento). He tenido el gusto de entregarle ‘Liderazgo Innovador para dummies’, que seguro leerá detenidamente (es una persona de curiosidad insaciable). 
Posteriormente, he tenido el honor de hablar durante 45’ de la ‘Incoherencia entre la Estrategia de Negocio y la Estrategia de Talento’, porque el caso de Siemens (una empresa de 170 años que se ha reinventado varias veces desde que se dedicaba al telégrafo), como el de varias empresas Top Employers presentes en la sala, corresponde al 20% paretiano de las mejores; sin embargo, lo que aqueja a la mayor parte de las compañías (me atrevo a decir que al 80%), es diferente. He dividido la presentación en cinco bloques:
1. Se CEO es hoy más difícil que nunca. Apenas duran 5 años en el cambio (17% de nuevos CEOs entre las 2.500 mayores empresas; un 3% mujeres). Se trata de una “misión imposible” en un mundo híperVUCA en la que el/la CEO parece “la niña de Copertone” ocultando sus vergüenzas. Lo que nos jugamos es la supervivencia (que ha caído, desde los 75 años en la década de los 40, a la quinta parte); la clave es la ley de Revans (tasa de cambio o de adaptación mayor a la del entorno). En palabras del Gral. William Casey, “padre” del concepto VUCA, son momentos que invitan a la inacción, cuando precisamente lo que hay que hacer es actuar.
En 2004, Michael Porter y sus colegas de Harvard Nitin Nohria y Jay Lorsch escribieron sobre las “siete sorpresas del CEO”: no puede dirigir la compañía, dar órdenes es muy costoso, es difícil saber qué pasa, siempre están mandando mensajes, en realidad no son los jefes (se deben al Consejo), tratan de agradar a los stakeholders y son humanos.
Me he referido al número de Harvard Business Review de este noviembre sobre los CEOs y el diálogo entre los tres mejores (el noruego Lars Sorensen, de Novo Nordisk; el británico Martin Sorrell, de WPP; Pablo Isla, de Inditex) en el que subrayan su preocupación por el ‘Brand Building’ (la construcción de una Marca Única), la compensación y la gestión de los Milenials (que serán la mitad de l@s emplead@s en apenas cuatro años).
Según la última investigación de Gartner, las prioridades de l@s CEOs para 2016-17 son el Crecimiento (54%), la relación con el Cliente (31%), los empleados (27%), el Corporativo (24%), la IT (24%), la rentabilidad (16%), la gestión de costes (13%), la mejora de productos (11%), los temas financieros (10%), la mejora de la calidad (9%), de las operaciones (9%) y de la eficiencia (9%). A esto hemos de añadir temas no estrictamente financieros, de modo que el CEO es un “malabarista” con muchos temas en el aire.
2. Estrategia de Negocio. Las cinco prioridades del CEO son entonces Crecer rentablemente, la Excelencia, la Innovación eficiente, la Productividad y la Sostenibilidad. La Estrategia pasa por el modelo de las cinco fuerzas y la cadena de valor (Michael Porter) y actualmente por el Cuadro de Mando, el Tapiz estratégico (Canvas) y la parrilla ERAC (Estrategia de Océanos Azules). La Ejecución es el 90% de la estrategia; sin embargo, entre el Diseño estratégico y la implantación en el día a día suele haber un abismo (es el “umbral de la consciencia” entre la inteligencia generadora y la ejecutiva).
3. ¿Y el/la DCH que hace? En general, ocuparse de las “rutinas” de RR HH y no de las “palancas estratégicas”. La de Crecer Rentablemente es el Liderazgo; la de la Excelencia es la Experiencia Talento Cliente (con NPS); la de la Innovación Eficiente, la Cultura y los Procesos (Fernando Trías de Bes) y la Felicidad (Ed Diener, Sonja Lyubomirsky); la de la Productividad, las Organizaciones Líquidas, con entrada (selección de talento) y salida (desvinculación elegante) adecuadas; la de la Sostenibilidad, el Learnability (Mara Swan).
4. Para que la ejecución estratégica que necesitan l@s CEOs sea una realidad, se requiere de una adecuada definición del Talento en la empresa como “Inteligencia en acción” (JAM), inteligencia triunfante, capacidad por compromiso en el contexto adecuado.
5. Finalmente, me he referido a las 15 Nuevas Tendencias en la Gestión del talento de las que he escrito en este Blog en ocasiones anteriores, desde la atracción de Talento al modelo de Felicidad (Santi Vázquez).
Mi gratitud a Juan Carlos Pérez Espinosa (DCH), Rosa García (Siemens), José María de la Villa (Esade), mis compañer@s de ManpowerGroup (Montse, Mª José, José Manuel, Pablo, Alexia), con Raúl a la cabeza y todos los asistentes, especialmente a amig@s como Luis Picazo, Mariam Pedreira, Alfredo Fraile o Cristina Serrato, con quienes me he sentido muy respaldado.

La canción de este jueves tan especial, ‘The tide is high’ de Blondie (www.youtube.com/watch?v=ppYgrdJ0pWk), que he escuchado con Irma Valderrábano en la sesión de entrenamiento de esta tarde-noche. Gracias, Irma. Eres una coach fuera de serie. Mens sana in corpore sano.