Páginas vistas en total

sábado, 20 de agosto de 2016

Revisando lo que sabemos sobre la Felicidad

-->
¡Qué bien lo pasamos anoche en Kilómetros de Pizza de Las Tablas en familia, con Zoe, mis padres, mi hermana Patri y mi sobrina Adri! Como he contado en alguna ocasión en el Blog, Jesús Marquina, de Tomelloso (Ciudad Real) ha ganado cuatro veces el campeonato del mundo de pizzas (entre ellas, con mi favorita, La Venta). Mi gratitud a Jesús, y a Jaime por liderar a un equipo que logra una “experiencia cliente” inigualable.
Hablando de Felicidad, esta mañana he estado viendo en Netflix el documental ‘Happy’ (75’) sobre este concepto y lo que sabemos sobre ella. Entre otras lecciones:
- Ed Diener es el pionero científico, desde 1981. Le decían que la Felicidad no se podía medir (la Depresión sí, por ejemplo). Nos muestra que un ciudadano de las chabolas de Calcuta es tan feliz como el americano promedio, por sus hijos, sus vecinos y amigos, su trabajo, etc.
- Sonja Lyubomirsky (Universidad de California en Riverside) presenta la fórmula del 40%. La mitad de la Felicidad es genética, lo externo es apenas el 10% y el 40% decisivo es estrictamente voluntario. Depende de nuestra consciencia y nuestra libertad.
- La dopamina, hormona de la Felicidad. Debemos buscar experiencias que liberen dopamina, como el ejercicio físico o la novedad. “El cerebro es como un músculo, que debe entrenarse”.
- También ayuda a la Felicidad “estar en la zona”. Es la Fluidez (Mihalyi Csikzentmihalyi), la sinergia de estados de consciencia. Parte de tener metas claras y una sensación de control. “Así el ego desaparece”.
- La mayor parte de lo que creemos sobre la Felicidad es falso (Daniel Gilbert, Harvard). “En general la gente lo hace muy bien en las adversidades”. “La elección se produce cuando ocurren cosas en la vida”. La Resiliencia es clave (Richard Davison).
- “No hay placer sin dolor” (Read Montague). El sistema nervioso es una máquina diferencial, que analiza contrastes.
- No es cuestión de dinero: el nivel de felicidad es estable en los países, aunque el progreso económico haya sido real. “La adaptación hedónica es uno de los mayores enemigos de la Felicidad” (Sonja Lyubomirsky).
- La gente más feliz, sin excepción, tienen familia y amigos que les apoyan (Ed Diener). Las motivaciones intrínsecas: crecimiento personal, relaciones, deseo de ayudar a los demás (Tim Kasser) se oponen a las extrínsecas (dinero, estatus). Las personas orientadas a lo externo son menos felices, se ha comprobado tras una década de investigación.
- Los valores son esenciales para la Felicidad. Japón es uno de los países industrializados menos felices (la prosperidad económica fue prioritaria desde la IIGM). “Karoshi” es morir por agotamiento laboral. Bhutan ha tomado el camino de desarrollar la Felicidad Interior Bruta en lugar del PIB. Una responsabilidad del gobierno para crear el entorno adecuado.
- Dinamarca es sistemáticamente el país más feliz del mundo. Equidad social, igualdad de oportunidades, sanidad y educación gratuitas… y cooperativas de viviendas comunitarias. “Necesitamos algo más grande que nosotros para cuidar”. No todas las personas religiosas son felices ni todas las religiones son felices: los fundamentalistas, por ejemplo.
- Las personas felices son más longevas. El récord Guiness está en Okinawa. Los abuelos hablan con sus nietos, trabajan toda su vida (sudan) y se acuestan temprano. Fluyen cultivando verduras y regalándoselas a parientes y amigos. Sus tradiciones son comunitarias. “Icharibachode” es cuando te encuentras con alguien y ya sois como hermanos. La colaboración social es intensamente gratificante.
- Michael Pritchard (cómico y educador), que ha sido coach de Special Olimpics, explica el valor de la generosidad y la compasión para la Felicidad. “Lo más importante que podemos hacer por los niños es enseñarles a amar”.
- Namibia: los bosquimanos, los seres humanos menos tecnológicos del planeta, forman una comunidad e interactúan con la naturaleza. “Estar juntos nos hace felices”. Las madres son el modelo de afecto, cuidado, compasión (Dalai Lama). Las personas que meditan sobre la compasión y la bondad son más felices (Richard Davison). Matthieu Ricard, considero el hombre más feliz del mundo, practica la meditación compasiva intencionadamente.
- “Los actos de bondad son los más efectivos” (Lyubomirsky). La Madre Teresa es el símbolo de la compasión. “La vida es una cosa valiosa y bella”.
- 35 años de investigación científica de Ed Diener sobre la Felicidad han demostrado que ésta se cultiva a través de la trascendencia. “La Felicidad es una capacidad a entrenar como tocar el violín o jugar al golf” (Richard Davison).    
Un documental fantástico. Gracias a Roco Belic, director del mismo, y a todo el equipo de la película. Importante aplicárnoslo en la nueva temporada. 
¿Música? El 'Happy' de Pharrel Williams, por supuesto: www.youtube.com/watch?v=y6Sxv-sUYtM 

2 comentarios:

José Luis Moreno dijo...

Fantástico artículo, como siempre.
Disculpa Juan Carlos, Tomelloso es de Ciudad Real.
Un saludo

José Luis Moreno

Juan Carlos Cubeiro dijo...

Gracias, José Luis.

Efectivamente, Tomelloso es de la provincia de Ciudad Real. Disculpa el lapsus.
Un abrazo,

Juan Carlos