Páginas vistas en total

sábado, 18 de octubre de 2014

El Liderazgo de los presidentes, desde Suárez a Rajoy


Ayer viernes por la tarde y esta mañana de sábado he estado en Vigo, en el 24º Programa Executive MBA de la Escuela de Negocios A Fundación (la antigua NovaGalicia, ahora parte de ABanca). 21 alumn@s, profesionales de los más variados sectores: financiero, tecnología, farma, industrial, construcción, servicios… Mi agradecimiento a Antonio Jesús, Carlos, David D. y David F., Elicio, Héctor, Hernán, Jacobo Jorge, Joaquín, Joaquín José, José Antonio, José Manuel, Juan Carlos, Julio José, Luis Antonio, Manuel Ignacio, Marco Antonio, Mª José, Paula, Xulio y Xurxo por vuestro interés y atención. Ha sido un placer compartir aprendizaje.
Me ha alegrado la noticia de que Pablo Isla, presidente de Inditex, ha sido nombrado uno de los 15 mejores CEOs del mundo, por creación de valor y perspectiva estratégica. En el podio, Jeff Bezzos (Amazon), John Martin (Gilead), John Chambers (Cisco). Entre los 100 primeros, de 22 nacionalidades, solo dos mujeres.
He estado leyendo ‘Los presidentes españoles. Personalidad y oportunidad, las claves del liderazgo político’, del profesor José Luis Álvarez. Docente del INSEAD en Fontainebleau y Singapur, ha sido profesor visitante en Harvard y Cambridge.
El texto se presenta en cuatro grandes bloques, además de una introducción (en la que el autor define el liderazgo, siguiendo a Lyndon B. Johnson, como “obtener grandes recursos para conseguir grandes objetivos”) y unas conclusiones.
En el primer bloque, el Liderazgo presidencial y sus indicadores, se centra en dos variables: éxito electoral (los candidatos triunfantes tienen una alta motivación de poder, seguida por el logro y baja necesidad de afiliación, en la terminología de motivación de McClelland) y grandeza histórica. Siguiendo a James McGregor Burns, hay líderes de objetivos transformadores (Suárez, Aznar, Gonzalez) e incrementales (Calvo-Sotelo, Zapatero, Rajoy), con un estilo inspirador (FG) y transaccional (todos los demás).
Respecto a las competencias del liderazgo presidencial, JLA se centra en seis competencias directivas: Comunicación política, Capacidades organizativas, Habilidades políticas, Visión, Estilo cognitivo e Inteligencia Emocional. Los estudios formales, más allá de un mínimo obvio, son irrelevantes. “Para la narrativa personalista, a las competencia les hace falta carácter, una personalidad que las active”.
El tercer bloque es el del perfil psicológico, con las “cinco grandes”: extraversión vs introversión (salvo Suárez, todos son introvertidos), minuciosidad (orientación a la tarea) vs tacticidad, agradabilidad/amabilidad (Zapatero y Aznar están en los extremos), Estabilidad emocional vs Neuroticismo (los menos carismáticos, Rajoy y Zapatero, parecen los más estables) y Apertura a la experiencia. Además, el temperamento (caliente o frío), el modo cognitivo (analítico o intuitivo) y los capacitadores psicológicos de la acción política, como el automonitoreo (construcción de la identidad pública), el maquiavelismo y la energía y afectividad (son adaptables Suárez y González, complaciente Zapatero, compulsivo Aznar e inhibidos Calvo-Sotelo y Rajoy).
El último bloque corresponde al “test desigual del Liderazgo”. Los ciclos políticos y las contingencias (modelo de Skowronek). Por ejemplo, opina JLA, Rajoy no debió perder las elecciones ni en 2004 ni en 2008 (solo lo hizo en plena crisis y con la implosión del adversario). El actual presidente es “con González, el más equilibrado psicológicamente, el menos necesitado de afecto, el menos neurótico y el más frío”. Además, “es el que más entiende de dinámicas de poder, de la esencia universal de la política”.
Eso sí: todos los presidentes españoles han sido incapaz de quebrar los ciclos políticos. Sus sucesiones han sido siempre dramáticas.
Un libro muy interesante, muy útil para quienes nos interesa el Liderazgo. Un texto riguroso y descriptivo de estos casi 40 años de democracia en España.