Páginas vistas en total

domingo, 3 de noviembre de 2013

La verdadera crisis es la de la educación


Domingo otoñal con tiempo excelente. Aperitivo al aire libre por la mañana (sé que en el Mediterráneo hacía día para pasear en la playa) y por la tarde hemos visto Zoe y yo Thor. El mundo oscuro en 3D, segunda parte de la película de este héroe de la Marvel que forma parte de Los Vengadores. Entretenida visualmente muy atractiva y con actrices y actores de la talla de Natalie Portman, Anthony Hopkins o René Russo.
De la prensa de hoy, me quedo con:
- la columna de José Antonio Marina, Ideas, en El Mundo. Hoy, sobre las humanidades. Trataba sobre el último libro de la premio Príncipe de Asturias Martha Nussbaum, que se titula Not por profit. Por qué la democracia necesita las humanidades. La Dra. Nussbaum afirma: “Estamos en medio de una crisis de proporciones masivas y grave significado global. No me refiero a la crisis económica que comenzó en 2008. Al menos, en este caso el mundo sabe que existe y muchos líderes mundiales trabajan desesperadamente para encontrar soluciones. Me refiero a una crisis que está pasando desapercibida, como un cáncer, una crisis que puede ser, a largo plazo, mucho más destructiva para el futuro de la democracia: la crisis mundial de la educación”. El maestro Marina remarca que la búsqueda obsesiva por el beneficio está expulsando valores esenciales para la convivencia. “Lo que no sea ciencia, tecnología o inglés parece superfluo. Craso error. El pensamiento crítico, la comprensión de otras culturas, la riqueza de conceptos y valores, la sensibilidad artística, son la aportación del humanismo a la convivencia. Hacemos una defensa blandita de las humanidades, por eso intento suscitar un debate más vigoroso”. Estoy con JAM en su defensa “fuerte” (no precisamente blandita) de las humanidades.
- El último informe del Foro Económico Mundial (goo.gl/gp7R8I) revela que la participación y el acceso a la enseñanza en España son buenas, pero no la calidad. Somos los 29º en capital humanos (sobre 122 países), los últimos en matemáticas de la OCDE y los penúltimos en comprensión lectora, los 77º en calidad de la enseñanza en ciencias y matemáticas y los 55º en calidad de la enseñanza primaria. Falta de formación continua: 88º del planeta. Los 111º en salarios ligados a la productividad, los 91º en atraer talento, los 81º en fidelizarlo, los 52º en capacidad para innovar y los 46º en nuevas tecnologías. Mucho por hacer.
- Seguimos con la educación. El catedrático Antonio Rovira ha publicado ¡No es justo!, inspirado en el malestar que detecta en las aulas. “Vamos camino de tener una democracia bonsái, bonita, pero recortada y pequeña, formal pero inservible”, escribe.
- Entrevista a Sergio Treviño, DG de Fagor Electrodomésticos: “Nos cierran sin ninguna explicación”. Achaca el problema a la financiación, cuando Mondragón dijo que el plan de viabilidad no era factible. 5.600 familias que dependen de la gestión, de una mejor o peor calidad directiva.
- La salida a bolsa de Twitter. Vale cerca de 13.000 M, ha perdido 134 M este año y se estima que seguirá en rojo hasta 2016.
- La crítica de Ancelotti a sus jugadores tras el bochornoso espectáculo del Real Madrid ayer en Vallecas. Les reclama “un cambio de actitud”. ¿Pero no es él el coach?
- Los catedráticos Emilio Huerta y Vicente Salas se preguntan su son compatibles aumentar la productividad y crear empleo. “Aunque en los datos macro no aparecen, las empresas saben muy bien que la motivación de los trabajadores es un factor muy determinante de su productividad en el puesto de trabajo”. “Los rendimientos decrecientes de las tecnologías de la producción dominantes y la elevada dispersión de la Productividad (PTF) – calidad de gestión entre el tejido empresarial español explican la elevada volatilidad en la productividad media y en el empleo del conjunto de la economía”. Adiós, Gauss; bienvenido, Pareto.
- Y en El País Semanal, las entrevistas al director de orquesta Zubin Mehta y a Amanda de Cadenet, “la confesora de las famosas”. Nacida en Londres en 1972, es la presentadora de The Conversation, un programa de entrevistas en EE UU en el que Jane Fonda o Gwyneth Paltrow hablan abiertamente de sexo, dinero, complejos, etc. “Tengo amigas consideradas bellísimas que se sienten inseguras y no pueden hablar de ello”.

Mi agradecimiento hoy a mi hija Zoe, con la que he pasado un día estupendo, y a las personas que quiero con las que he comunicado hoy por teléfono.