Páginas vistas en total

lunes, 5 de noviembre de 2012

La gestión del talento en el actual escenario global


Comienzo la semana en Bilbao, participando en el Prestik 2012, la eria de empleo juvenil organizada por la Diputación Foral de Bizkaia y ya consolidada en su tercera edición. Un encuentro para el empleo celebrado en el Palacio Euskalduna, en el que los jóvenes pueden escuchar conferencias como la de un servidor sobre La gestión del talento en el actual escenario global.
Con carácter previo, hemos tenido un almuerzo en el restaurante Etxanobe, en la tercera planta de este Palacio de Congresos. He disfrutado del diálogo con los organizadores y patrocinadores y con varios ponentes (especialmente con Alfonso Alcántara –Yoriento- gran experto en redes sociales).  
Por la tarde, de 4,15 a 5 pm, he estado hablando de este cambio de época (en la que, como ha escrito Tom Stoppard, guionista de cintas como Shakespeare enamorado o El imperio del sol, “es la mejor época para vivir, donde  casi todo lo que sabíamos está equivocado”. Todo un desafío (Desafiar es “cambiar una fe por otra”).
¿Qué podemos hacer? Reducir la incertidumbre pensando, sintiendo y trabajando en claves conceptual, conductual (los hechos, no las palabras) y generosa. Un cambio profundo, éste del capitalismo al talentismo.
Para empezar, esta nueva época requiere de nosotros reconcebir el talento, porque va más allá de la inteligencia racional hacia la “inteligencia triunfante” (emocional, ejecutiva). Es capacidad, pero también es compromiso, y requiere de cuatro Ds: Disfrute, Diversidad, Dedicación y Dominio. Un talento que se forja, principalmente a través del coaching.
¿Qué podemos hacer? Trabajar intensamente sobre seis focos:
- La Empleabilidad, porque el contrato psicológico entre persona y organización ya no es “empleo para toda la vida a cambio de obediencia” sino “empleabilidad a cambio de innovación, servicio y trabajo en equipo”. Debemos valer más cada día.
- La Educación, que es la inversión más rentable (17 veces cada euro invertido), como lo era la tierra en el feudalismo y el capital (los pisos) en el capitalismo. Nunca dejes de estudiar.
- El proyecto, más allá de la profesión. La fluidez parte del reto para el crecimiento de las propias capacidades. Debemos emprender, dentro (intraemprendedores) o fuera (nuestra propia empresa). He puesto como ejemplo el cuadro de Velázquez La fragua de Vulcano, en la que se destaca la diferencia entre un artista y un artesano.
- Ser un equipo, formar una red. “El verdadero sentido de sobrevivir es encontrar, pues la vida tiene sentido a través del otro. Somos a partir de nuestro encuentro con alguien” (María Belón, superviviente del tsunami de 2004). Necesitamos formar un tándem, un quinteto, un equipo, una comunidad de talento.
- Capital organizativo: hemos de elegir el contexto en el que florecer (cultura, clima, compensación y cooperación).
- Arquitect@s de nuestra felicidad, con doce iniciativas deliberadas, siguiendo el modelo de Sonja Lyubomirsky.
Después he tenido el honor de participar en una mesa redonda, moderada por Iván Jiménez Aira, Director Gerente de Bizkaia Xede, con el Dr. Diego Guerin, argentino de origen, y con la Dra. colombiana Adriana Lucely, investigadores de biofísica y física biomolecular respectivamente en el País Vasco. Dos grandes ejemplos de talento que ha atraído Euskadi. He aprendido mucho de su trayectoria, de sus vivencias y sus reflexiones.
Finalmente, la televisión del evento me ha entrevistado sobre las claves del talento y la movilidad. 

En el aeropuerto, a la ida, he estado leyendo la revista Capital del mes de noviembre. En el editorial, su director, Juan Llobell, se atreve a hacer un ejercicio de “política-ficción” sobre la independencia de Catalunya. Brillante, valiente y elocuente. Entrevista de Valentín Bustos a Mónica de Oriol, presidenta del Círculo de Empresarios: “Los empresarios están totalmente decepcionados con Rajoy”. De Juan Llobell al premio Nóbel de Economía Joseph Stigliz: “Con las actuales políticas, no hay luz al final del túnel”. “De la depresión del año 1929 solo nos sacó la II Guerra Mundial”. La sucesión en el grupo Santander, por Alfonso Pérez (Emilio Botín tiene 78 años y su hija Ana Patricia será la sucesora). Cómo nos van a apretar más las tuercas, por Irene Rivas. La guerra de la distribución, por Rafael Pascual. “Al tupper la crisis le sale bien”, por Amaia Arteta desde Valencia. Recomendaciones 2.0. Rumbo a la recuperación (por las exportaciones), de Valentín Bustos. Pymes que conquistan fuera, por Jordi Benítez.  Un número muy completo, pleno de análisis. Felicidades a Juan y su equipo. Sigo pensando que lo mejor de esta revista está en sus reportajes y que hay amplio margen para la mejora en los contenidos de varios de sus columnistas.
Y me he comprado El caso vasco, libro recién publicado del ex lehendakari y profesor universitario Juan José Ibarretxe (he tenido el placer de coincidir con él en el centenario de la escuela de armería de Eibar y en la inauguración del Polo Garaia de Mondragón). Un libro voluminoso, que seguro que será interesante.
Mi agradecimiento a Javier, Esmeralda, Iván, a todos los organizadores del Prestik 2012 y a los asistentes a esta feria de empleo juvenil. En este cambio de época, los jóvenes deben cambiar el chip y apostar por la vocación, la pasión, el reto, el proyecto, el equipo, el aprendizaje, la felicidad… Son tiempos apasionantes.