Páginas vistas en total

miércoles, 18 de julio de 2012

Las mejores empresas para trabajar 2012


18 de julio, Día Internacional de Nelson Mandela. El principal referente vivo del liderazgo en el mundo nos sigue iluminando. Gracias, Madiba, por enseñarnos entre otras muchas cosas, que elegir entre la venganza, el odio y el miedo o el amor y la integración es una decisión personal, basada en la libertad.

Hoy ha publicado Actualidad Económica se análisis sobre las Mejores Empresas para Trabajar. Este año son:
1.Banesto
2. Arbora & Ausonia
3. CaixaBank
4. Kimberly Clark
5. Roche Farma
6. Mapfre
7. Santander
8. Mercer HR
9. Sanitas
10 BBVA

Marta García Aller ha elaborado un informe sumamente interesante. Como escribe ella misma, “Aún quedan compañías volcadas en cuidar el talento”. Siempre quedarán, porque son las ganadoras: las admiradas, las rentables, las longevas. Hay en estos momentos difíciles ganadoras y perdedoras.

En el informe tienen la amabilidad de citarme, lo que es un honor. Además, la propia Marta publica un reportaje muy valioso sobre la ganadora, Banesto: “Como debería ser un trabajo”. Raquel Lánder y Miguel Ángel Belloso entrevistan a Antonio Basagoiti y Javier San Félix, presidente y consejero delegado respectivamente de Banesto. Miguel Ángel Uriondo analiza el caso de éxito de Arbora & Ausonia: “Elásticos y absorbentes”. Y Raquel Lánder, el de CaixaBank: “Mimando al empleado”.

Me cabe el grandísimo honor de que en estos años he tenido el privilegio de trabajar con el 80% de las empresas deseadas (como las llama Marta García Aller en el artículo) y a nivel importante con las tres del podio: Banesto, Arbora & Ausonia y CaixaBank. Deseo y confío en que todas ellas sigan apostando por el talento de forma integral, desde la captación y la selección hasta una desvinculación profesional, pasando por la elaboración de perfiles de talento, promoción, comunicación, gestión del desempeño, retribución y compensación, liderazgo, etc.

En estos tiempos tan complicados, de tanta intensidad competitiva, solo las organizaciones que trabajan seria y rigurosamente el talento individual y colectivo de sus profesionales salen adelante. Es cada día más evidente.
La lástima es que la cultura de muchas empresas y las creencias de muchos directivos están arraigadas en el taylorismo, en el capitalismo salvaje que considera que las personas son “recursos”, un coste a minimizar. Y esas personas y grupos no sobreviven: ¡Qué mala suerte!”
No se me ocurre mejor homenaje a Mandela en su día, en su cumpleaños, que apostar una y otra vez por el desarrollo de las personas. Sí, la educación / el desarrollo puede mejorar este mundo.