Páginas vistas en total

sábado, 8 de octubre de 2011

La propuesta

Desde primeros de septiembre, tengo el honor de participar todos los sábados a las 13.30 h en el programa “Pensamiento Positivo” de Sergio Fernández (Punto Radio) con la sección “La propuesta”. En esa sección recomiendo alguna película y algún libro sobre el tema de la semana.

Hoy Sergio ha tratado “El apego y el desapego” con el gran Ramiro Calle. Me he permitido recomendar una estupenda película, “Mi vida sin mí” (2003), de Isabel Coixet, con Sarah Polley, Scott Speedman y Mark Ruffalo. La historia de una joven que sabe que va a morir pronto y deja mensajes a sus hijas. Inolvidable la banda sonora, con el “Senza fine” de Gino Paoli (www.youtube.com/watch?v=BDIOPEDeV5E).

De las que actualmente podemos ver en los cines, “Somewhere”, de Sofía Coppola. El cine de Sofía siempre trata sobre el aislamiento (“Lost in Translation”, en Japón; “Las vírgenes suicidas”, en la casa de una madre autoritaria; “María Antoniette”, en la corte de Versalles). En este caso, un galán de Hollywood que conduce su Ferrari sin rumbo y se aloja en hoteles de lujo y al que se le presenta inesperadamente su hija.

Se da la circunstancia de que Isabel Coixet también tiene una hija que se llama Zoe y Sofía Coppola escribió el guión de “Vida sin Zoe” (Historias de Nueva York) porque su mejor amiga se llama así.

Respecto a los libros (no ha dado tiempo recomendarlos en antena), sobre el desapego recomendaría la obra de Elizabeth Kübler-Ross, especialmente “La rueda de la vida” (su legado espiritual) y “La muerte: un amanecer”. Tras leer a EKR, uno afronta la muerte con mucha mayor serenidad. Y como esta semana se nos ha ido Steve Jobs, además de volver a ver su conferencia en Stanford (2005) y poder leer “El arte de cautivar” de quien fuera su Evangelista en jefe en Apple, Guy Kawasaki, esperar al 24 de octubre, cuando tendremos su biografía (Jobs ha comentado que la ha escrito junto con Walter Isaacson para que sus hijos entiendan por qué no estaba mucho en casa) y, el 8 de noviembre, el libro “I, Steve”, con sus mejores frases.

Me gusta definir el Desapego como disfrutar cada momento (carpe diem) sin la sensación de la ausencia.

Pensamiento positivo. En Punto Radio, todos los sábados de 13 a 14 horas, con Sergio Fernández. Gracias, Sergio, por un programa tan necesario (especialmente en estos tiempos de cambio de era).

Ayer estuve leyendo “¿Qué está pasando?”, de Bernardo de Miguel, corresponsal económico de Cinco Días desde hace una década. Una crónica sobre la economía mundial durante el último verano (que califica de “verano oscuro, casi negro”). EE UU, al borde de la quiebra (el 6 de agosto, Standard & Poors retiró a la deuda pública del país la calificación de AAA). China, que acumula más de un billón de dólares en deuda pública estadounidense, se impacienta (el gobernador del Banco Nacional de China, Zhou Xiaochuan, ha llegado a pedir la creación de una moneda supranacional; tras la sustitución de Strauss-Kahn por Christine Lagarde, el gerente y subdirector del FMI es chino, por primera vez en los 60 años del organismo). Tras la pérdida de la AAA, el VP Joe Biden viajó a Pekín a dar explicaciones al Presidente Hu Jintao y Sarkozy se las dio al primer ministro Wen Jibao. Grecia, un Estado fallido, en bancarrota y Alemania nerviosa. El autor cita a nuestro Salvador de Madariaga: “Nada encabrita la ira de un alemán como que las personas no se conduzcan como cosas. De aquí su fracaso en la política internacional”. “Merkel, hija de un pastor protestante emigrado a la Alemania Oriental con propósitos evangelizadores, ha preferido anteponer el castigo a la curación”. Berlín ha jugado con la prima de riesgo (en 2012 y 2013, España ha de devolver unos 110.000 M € a sus acreedores). El fin de semana “más largo de la historia del euro” (150 horas, desde el 4 de mayo) marcó el fin de Zapatero. Pasó la noche del 9 al 10 de mayo en blanco, con la VP y el Nikkei. El fondo de rescate provocó la mayor subida del IBEX de la historia (14’43%). Un libro de apenas 130 páginas, con glosario y gráficos, de “historia reciente”, muy reciente. Útil para saber dónde nos encontramos, una trama en la que los supuestos aliados pueden ser los peores enemigos.

Esta tarde hemos ido a ver “Crazy, stupid love”. Una comedia romántica cuya sinopsis es la siguiente: “El cuarentón y mojigato Cal Weaver (Steve Carell) está viviendo su sueño: un buen trabajo, una buena casa, hijos mayores y casado con su novia de secundaria. Sin embargo, cuando Cal descubre que su esposa Emily (Julianne Moore) le está engañando y quiere el divorcio, su "perfecta vida" rápidamente desaparece. Cal no ha salido en décadas, y ahora pasa sus noches libres de mal humor, a solas en un bar. Pronto Cal es contratado como chófer y protector de un guapo treintañero llamado Jacob Palmer (Ryan Gosling). En un esfuerzo para ayudar a Cal a superar la pérdida de su esposa y empezar a vivir su propia vida, Jacob le abre los ojos a las muchas opciones antes que él: flirtear con mujeres, bebidas de hombres y un estilo que no se puede encontrar en The Gap”.

Julianne Moore, brillante como siempre (a sus 51 años, mantiene una belleza muy inteligente). El cómico Steve Carrell se esfuerza en parecer creíble, y muy buenos secundarios: Ryan Gosling (Hércules, Lars y una chica de verdad), Emma Stone (Con derecho a roce, Rumores y mentiras), Annaleigh Tipton (Hung), John Carroll Lynch (Paul, Shutter Island, Love happens) o Marisa Tomei.

Algunas frases de la película: El protagonista, Cal, le pregunta a su hijo, de 13 años: “¿Te gusta esa chica?”. Él responde: “Me gustan las pringles. Esa chica es mi alma gemela”. Y añade: “Necesito que seas mi inspiración. Recupérala.” Cal reconoce que se ha vuelto perezoso y aburrido y que lo que tiene que hacer es “recuperar a su alma gemela”. Su amigo Jacob, un cachas que le enseña a ligar, se compra todo lo que sale en la teletienda: “Soy completamente infeliz. He intentado comprar la felicidad, pero no lo he conseguido”. Y al final, la cinta se pregunta si el amor es el mayor fraude de todos o que, “cuando conozcas a tu alma gemela, nunca te rindas”. Una peli entretenida, con un buen guión, más profunda de lo que parece a simple vista. Una buena elección de sábado noche. Los usuarios de Fotogramas la otorgan 4 sobre 5 estrellas.