Páginas vistas en total

domingo, 31 de julio de 2011

Superficialidad digital

Viaje a Andalucía, en dos etapas, para iniciar las vacaciones estivales. La primera parte, hacia Jaén: puro Renacimiento.

La revista Capital del mes de agosto dedica su informe de portada a la superficialidad digital: “Tontos (con los colores de Google). ¿Te has preguntado alguna vez si internet, con tanta lectura rápida, vídeos, fotos… nos está haciendo más superficiales? Descubre cómo nos está reprogramando el cerebro”. Juan Llobell se refiere, evidentemente, al libro de Nicholas Carr Superficiales. Qué está haciendo internet con nuestras mentes. Hasta para escribir este ensayo, el autor se desconectó de las tecnologías. La tesis central es que la red nos hace más distraídos, menos reflexivos. Falta sentido crítico. En realidad, según los neurólogos, no se sabe si internet nos hace más o menos inteligente. Posiblemente nos hace visualmente más hábiles y menos analíticos.

De internet podríamos decir lo mismo que Alejandro Dumas (Los tres mosqueteros) escribió respecto al dinero: “No lo estimes el dinero en más ni en menos de lo que vale, porque es un buen siervo y un mal amo.” Ya Santo Tomás de Aquino diferenciaba entre “curiositas” (vicio, superficialidad) y “estudiositas” (virtud). Por eso a algunos de nosotros nos gusta estudiar los temas en profundidad y no quedarnos en la mera superficie. No olvidemos que los datos pueden convertirse en información, pero que la transformación de ésta en conocimiento y de éste en sabiduría es un elección humana que requiere de esfuerzo, disciplina, aplicación…

También escribe Juan Llobell de Neurociencia en Capital: “¡Sorpresa! En la cabeza del consumidor sólo hay emociones”. Ocho de cada diez productos fracasan simplemente porque no seducen. El periodista cita el libro “Kluge” de Gary Marcus.

Entrevista de la directora Consuelo Calle y del propio Juan a la concejal Ana Botella: “Yo he tenido que reinventarme varias veces en mi vida”. De Alfonso Pérez, en París, a Ermenegildo Zegna: “El futuro del lujo está en los países emergentes y en su gente”.

Rafael Pascual explora el “friki business” y Alfonso Pérez las infraestructuras que se han realizado y no tienen sentido. 50 aeropuertos, por ejemplo, de los que 11 tienen resultado positivo. Alicia Ramírez analiza L’Oreal. La revista incluye un especial RSC con buenas prácticas.

Mi buen amigo Paco Alcaide, autor del reciente “Fast Good Management” (que próximamente leeré con deleite), me envía de su blog “Libros de Management” la opinión de Alejandro Jano sobre sus 10 libros de referencia:

1. La trilogía de "La sensación de fluidez", de Juan Carlos Cubeiro, compuesta por: La sensación de fluidez, El bosque del líder y En un lugar del talento; tres libros fascinantes; tres lugares, (la reserva natural de Urdaibai, el Camino de Santiago, y las tierras manchegas del Quijote), y tres historias de liderazgo: a través de los sentidos, el líder en un equipo, y el liderazgo organizativo. Leer a Juan Carlos Cubeiro en su blog es un placer y una fuente de inagotable de aprendizaje.

2. El hombre en busca de sentido, de Victor Frankl, Paidos.

Uno de los libros claves de referencia para cualquier persona y por muchos conocido que habla sobre la experiencia en el campo de concentración de Auschwitz (Polonia) de su autor. Cualquier persona que en su vida tenga un porqué vivir, encontrará siempre la manera de hacerlo, a pesar de adversidades o problemas. “Si tienes un porqué, encontrarás siempre un cómo”.

3. Inteligencia ecológica, de Daniel Goleman, Kairos, 2009. Después de su Inteligencia Emocional, ha publicado un libro que invita a la reflexión. ¿Cuál es la repercusión que tienen en el medio ambiente los productos que las industrias fabrican?. A lo largo del todo ese ciclo de fabricación, ¿Que elementos empleamos hasta llegar a ese producto terminado?; ¿Qué impacto ha tenido en el planeta todo ese proceso?. Nos habla también de una “inteligencia colectiva”, donde la fuerza del grupo uniendo sus inteligencias individuales, son mucho más útiles, que el conocimiento individual en estancos. No es un libro de futuro, es un libro de presente.

4. Seis sombreros para pensar y El Factor + de Edward de Bono. Sobre el primer libro, muchas veces hablamos desde una posición, en base a nuestra personalidad, somos matemáticos, emocionales, negativos, optimistas, legales y creativos. Cada sombrero es una posición diferente frente un problema, ¿serías capaz de de defender un mismo tema, poniéndote cada uno de estos diferentes sombreros?. Sobre el segundo libro, filosofía positiva. Si supiésemos el poder que tiene una sonrisa, así nos pasaríamos la vida, sonriendo.

5. El arte de la guerra, Sun Tzu, Fundamentos, 1989.

Se dice que es el mejor libro de estrategia que se ha escrito. Ha inspirado a muchos personajes como Maquiavelo, Napoleón o Mao Tse Tung. Todo un clásico, aplicable a nuestra inestable actualidad económica y social. En el libro se dice: "La mejor victoria es vencer sin combatir, y esa es la distinción entre el hombre prudente y el ignorante".

6. Del ataud a la cometa, de Carlos Andreu, Viceversa, 2009. Cuatro puntos: Los amigos, la familia, el trabajo y la salud. Si a todos le dedicas el mismo tiempo y unes los puntos, te saldrá un rombo, si por el contrario, hay cosas para ti más importantes que otras, la figura que sale a unir esos puntos se parecerá más a un ataúd. “La vida es equilibrio”, y en equilibrar estos cuatro factores radica gran parte de nuestra felicidad. “La felicidad no está en el cuándo, está en el mientras”.

7. El MBA de ESADE, AA.VV., Planeta, 2010. Un libro que para los que han hecho “el máster del universo” de un MBA (para los que no lo han hecho también), puede ser una herramienta practica interesante con la que poder reciclarse y aprender nuevos conceptos e ideas, abarcando todas las ramas de una empresa. Merece la pena echarle un vistazo a este libro.

8. Soy consultor (con perdón) de Carlos Abadía, Empresa Activa, 2009. Un libro recomendable para todos aquellos profesionales que se encuentran en el mundo de la Consultoría o que quieran dedicarse a ella; una guía o manual, fácil de leer y entretenido. Su padre, Leopoldo Abadía, nos explico de una manera entrañable La crisis Ninja y otros misterios sobre la economía actual (Espasa Calpe, 2009). Supongo que de tal palo, tal astilla. Vendemos confianza y compromiso, el humo solo venderás una vez, y como dice Carlos, “humo lo venden los chamuscados”.

9. Los 7 hábitos de la gente altamente efectiva, de Stephen Covey, Paidos, 2009. Todo un clásico. Los principales siete hábitos son: 1 El ser proactivo, 2 Tener un fin en mente, 3 Tener el poder de la voluntad independiente, 4 Pensar siempre en ganar-ganar en nuestras interacciones humanas, 5 escuchar empáticamente y tratar de ser comprensivo, 6 Generar el mayor numero de sinergias posibles, y el ultimo y el que más que gusta, 7 el de Afilar la sierra, que es el de mejora continua, el de hacer balance y renovarse cada día de tu vida.

10. El hombre que tuvo la fortuna de fracasar, de José Luis Montes, Plataforma, 2009. Un hombre de éxito profesional que un buen día, un fracaso le ayuda a llevar su vida por un sendero más enriquecedor. Este libro enseña a quienes han fracasado alguna vez, a quienes fracasan frecuentemente y a quienes creen que están a punto de fracasar, que lo mejor siempre está por venir. "Porque si nunca has fracasado, es que nunca has vivido".

Un honor que “La sensación de fluidez” lidere esta lista, con Víctor Frankl, Goleman, Covey, De Bono… y con brillantes autores españoles. Mi agradecimiento a Alejandro, a Paco, y a Consuelo y su equipo (Juan, Alfonso, Amaia, Jordi, Valentín y Rafael).

Anoche estuve disfrutando –y mucho- del Valencia de Unai Emery. 0-3 al Sporting de Lisboa en la presentación del equipo luso en casa. El próximo martes, Hamburgo-Valencia.

1 comentario:

Jano dijo...

Muchismas gracias por la mencion Juan Carlos, ha sido un verdadero placer leer tu trilogía y aprender disfrutando de su lectura,

cordiales saludos desde galicia,
y feliz verano,

Alejandro