Páginas vistas en total

martes, 1 de febrero de 2011

Eficiencia y productividad

Febrero de 2011 comienza con una nueva jornada de Dinamización de Equipos en la Universidad Comercial de Deusto. Hoy hemos recordado, durante el almuerzo, el porqué de estos cursos de habilidades directivas. Los licenciados de la Comercial, hace doce años, salían muy bien preparados en finanzas, marketing, economía, etc. Pero muchos encontraban su “techo de cristal” antes de alcanzar la Alta Dirección. El Liderazgo empresarial tiene como condición necesaria los conocimientos, pero como condición suficiente, la que marca la diferencia, la inteligencia emocional. Potenciar la creatividad y la innovación, saber negociar y resolver conflictos, hacer equipo para generar sinergias, son esenciales. Y por si esto fuera poco, en el último año los alumnos de la Comercial de Deusto disponen de un/a “coach”. Maravilloso. La calidad directiva que necesitamos en nuestras organizaciones, y no la actual, que provoca una tasa de desempleo juvenil vergonzosa (porque no sabemos aprovechar el talento del que disponemos) y el éxodo de talento a Alemania y a otros países.

Comida con el director de RR HH de una de las mayores empresas del IBEX, líder mundial en lo suyo. Hemos hablado de eficiencia y productividad, que es lo que mejor les suena a sus altos directivos. De analizar y estudiar en profundidad qué hacen los mejores equipos que tienen (el éxito no es por casualidad) y “difundirlo” a todos los equipos como mejores prácticas. Un labor esencial para ser aún más eficientes y productivos. Además estaba una excelente consultora y coach, con una enorme experiencia en uno de los mayores bancos del país y del mundo. Ensalada de cogollos y merluza frita, deliciosos, junto a una estupenda conversación.

Salida a las 20.30 horas en avión hacia Madrid. En el aeropuerto, he leído (esta vez en castellano, en una magnífica traducción) “Empresas que caen y por qué otras sobreviven”, de Jim Collins, uno de los gurús más prestigiosos del mundo empresarial. Este libro (en su título original, Why mighty fall) cierra la trilogía de “Empresas que perduran” (Built to last) y “Empresas que sobresalen” (From good to great), tres investigaciones muy rigurosas sobre la longevidad, la excelencia y la desaparición de las compañías.

Mañana trataré en este blog los grandes temas del libro, porque bien lo merece. Empresas que caen nos ofrece un modelo en cinco fases que, inevitablemente, comienza con la arrogancia y acaba con la desaparición. Un modelo perfectamente aplicable a la economía española, que partió de la arrogancia del modelo de “ladrillo y sombrilla” y que, salvo muy honrosas excepciones, no sabe salir de él.

Varias noticias muy positivas durante el día de hoy. El libro “Engage me”, de Silvia Damiano, se va a publicar en España. El libro de Iago Pérez Santalla y Manuel Rivero ya está en e-book (Iago, coach de Manuel, mnos enseña los “ilímites” del ser humano).Y el Curso Superior de Coaching Estratégico de Fundesem ha comenzado hoy en Alicante con 28 alumnos (más otros tres que se incorporarán la semana que viene). Un gran éxito de organización, teniendo en cuenta lo difíciles que están las cosas.

Mis agradecimientos de hoy a Almudena, María, Kepa, Ane, Yago y Silvia.