Páginas vistas en total

lunes, 3 de enero de 2011

Lo importante y desapercibido

Me ha llamado la atención el artículo del periodista argentino residente en Miami Andrés Oppenheimer sobre las noticias esenciales de 2010 que han quedado relegadas, si acaso, a un segundo plano. Se titula Lo importante, e ignorado, en el año 2010:
"Ahora que 2010 ha llegado a su fin, es hora de enumerar las noticias que deberían haber dominado las primeras planas, pero que fueron prácticamente ignoradas. Si los medios de comunicación nos concentráramos en los temas que importan -en vez de en las tragedias de las celebridades o en los escándalos políticos del momento- las que siguen hubieran sido las historias más importantes del año:
"Shanghái, número 1 mundial en pruebas escolares". Por primera vez una ciudad china quedó en primer lugar en los resultados del más reconocido examen estandarizado mundial para estudiantes de 15 años, el informe PISA, de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). En la prueba de comprensión de lectura, Corea del Sur ocupó el puesto número 2; EE UU, el 17; España, el 33; Chile, el 44; México, el 48; Brasil, el 53; Argentina, el 58, y Perú, el 63. En matemáticas, Singapur quedó en segundo lugar; EE UU, en el puesto 31; Uruguay, en el 48; Chile, el 49; México, el 51, y Argentina, el 55.
En una economía global basada en el conocimiento, el informe PISA se considera una medición clave para determinar cuáles son los países más avanzados en la formación de científicos y técnicos que podrán idear productos cada vez más sofisticados. Aunque el examen evaluó tan solo una ciudad china, la altísima puntuación de los jóvenes de Shanghai parece confirmar la idea de que China está formando nuevas generaciones muy cualificadas que pueden desafiar la supremacía científica de Occidente en las próximas décadas.
"Corea del Sur alcanzó un nuevo récord de patentes". Aunque Estados Unidos sigue siendo, de lejos, el mayor productor del mundo de nuevas invenciones, los países asiáticos están ganando terreno, y los países latinoamericanos se están quedando atrás. Corea del Sur duplicó holgadamente sus patentes registradas internacionalmente en la última década, alcanzando las 8.800 el año pasado, según la Oficina de Patentes y Marcas de Estados Unidos. Mientras tanto, el número de patentes estadounidenses sufrió una pequeña baja en los últimos 10 años, llegando a 83.400 el año pasado. En comparación, España registró 317 patentes el año pasado; Brasil, 103; México, 60; Argentina, 45, y Chile, 21.
"Brasil busca un papel mundial". Brasil, no satisfecho con su papel de líder regional latinoamericano, intentó alcanzar prominencia global en 2010, desafiando a EE UU y Europa en casi todos los frentes, aunque siempre con un lenguaje suave y una diplomática sonrisa. A principios de año, Brasil -que está siendo criticado por Human Rights Watch, Amnistía Internacional y otros grupos por apoyar a dictaduras en todo el mundo- respaldó al régimen de Irán después de que el Organismo Internacional de la Energía Atómica concluyera que Teherán estaba desarrollando secretamente un programa nuclear. Más recientemente, Brasil lideró un movimiento sudamericano para reconocer un Estado palestino en las fronteras anteriores a 1967. Israel y EE UU criticaron la declaración. La presidenta Dilma Rousseff posiblemente se concentrará más en temas nacionales, y su canciller, Antonio Patriota -reciente embajador en Washington-, probablemente sea más moderado que su predecesor. Pero Brasil, más que Venezuela, se convirtió en un nuevo dolor de cabeza para la diplomacia estadounidense y europea a nivel global.
"Golpe a cámara lenta en Venezuela". No sale en las primeras planas porque se está produciendo a cuentagotas, pero el presidente narcisista-leninista de Venezuela, Hugo Chávez -quien perdió el voto mayoritario en las elecciones legislativas de 2010- está convirtiendo a su país en una dictadura total. Poco antes de que asuma un nuevo Congreso con una mayor presencia opositora, la Asamblea Nacional controlada por Chávez concedió al presidente poderes extraordinarios para gobernar por decreto, aprobó leyes que prohíben a las televisiones difundir notas que "fomenten la ansiedad", y declaró que Internet es un "servicio público" que será controlado por el Estado, como ocurre en Cuba o en China.
"Washington considera demandar a Assange". La insinuación de EE UU de que podría demandar al fundador de Wikileaks, Julian Assange, acusándolo de espionaje por publicar cables confidenciales, podría significar, si se concreta, un golpe devastador para la libertad de prensa de todo el mundo. Los Gobiernos autoritarios se sentirían reivindicados, y otros tendrían una excusa de oro para reprimir la libertad de expresión.
Admito que esta lista de noticias está incompleta, pero ocurre que ya estoy contagiado por el espíritu de las fiestas, y no puedo hurgar más a fondo en mi cerebro para buscar otros ejemplos. No duden en escribirme y señalarme otros que estoy pasando por alto. Mientras tanto, les deseo a todos un 2011 lleno de salud, amor, sentido y paz".

Efectivamente, los datos del último Informe PISA (que he comentado en su día en este blog) revelan que la apuesta de China por la educación es clara. ¿Qué podemos hacer? A nivel colectivo, me temo que poca cosa, porque la sociedad europea (y especialmente la española) está a que le resuelvan los problemas y no a esforzarse. Hemos confundido el Estado del Bienestar, un gran logro social, con el “Gran Hermano” de Orwell (corregido y aumentado). A título particular, se puede –y se debe- hacer mucho. Los chinos que están por encima del nivel de subsistencia dedican un 30% de su presupuesto familiar a educación. ¿Lo hacemos cada uno de nosotros con nuestros hijos y con nosotros mismos? El Estado nos debe garantizar un nivel educativo mínimo, pero no nos va a proporcionar un nivel competitivo en la era global. Quien no quiera verlo, allá él.
El récord de patentes de Corea del Sur va en la misma línea. 8.800 frente a las 347 españolas. Está dicho todo al respecto. Hoy en Expansión, los “líderes empresariales” de nuestro país hablan de 2011. En general, no hablan de proyecto, de esperanza, de compromiso, de autocrítica, de aprendizaje, sino de lo que deben hacer los demás para salir de ésta. La paja en el ojo ajeno y no la viga en el propio.
Brasil está de moda y me imagino que Hillary Clinton será capaz de centrar la política exterior carioca. Vivimos en un mundo multipolar, con China como primer socio comercial de Iberoamérica y de África (atentos a la jugada) y no de Liderazgo único de Estados Unidos, como proclama la Sra. Clinton en su artículo de The Economist.
El “golpe de Estado a cámara lenta” de Chávez es preocupante. Queda la esperanza de las presidenciales, muy pronto, y que el pueblo venezolano se ha dado cuenta mayoritariamente de la situación.
Finalmente, lo de Wikileaks me parece una cortina de humo. Si toda la información que aportan las embajadas a sus gobiernos es lo que estamos leyendo en la prensa, el nivel es ínfimo, realmente.

La canción del año, para muchos, es El secreto de las tortugas (http://www.youtube.com/watch?v=OlKCUELlnzc), del grupo Maldita Nerea, liderado por Jorge Ruiz:

Perdidos sin quererlo los papeles que me diste antes de ayer;
donde estaban los consejos que apuntamos
pa que todo fuera bien.
Y ahora estamos camino de la frontera,
disfrutando a poquitos la vida entera,
así que tengo que encontrarte para verte y que me digas otra vez.
Necesito una ayudita,
una palabra que me pueda convencer,
cuando me habla la montaña más pequeña
no se mueve cada vez.
Cruzamos camino de la frontera,
disfrutando a sorbitos la luna llena…
Cómo no voy a mojarme si aquí dentro no deja de llover,
aquí no para de llover.
Y si seguimos con el plan establecido
nos cansaremos al ratito de empezar;
probablemente no encontremos el camino
pero nos sobrarán las ganas de volar.
Que fácil es perderse de la mano,
madre mía agárrate
que el vacío de ese vaso no se llena
si no vuelves tú a Jerez.
Cuando estamos camino de la frontera,
pobrecita cansada la vida queda.
Cuándo voy a pasarla
sino paro y nunca dejo de correr
y si no paro de correr.
Improvisemos un guión definitivo
que no tengamos más remedio que olvidar
y hacer que todas las estrellas del camino,
para que nunca falten ganas de soñar.
Y suena bien, parece que nos hemos convencido
sólo tenemos que perder velocidad.
Hace ya tiempo que no estamos divididos;
algo sobraba cuando echamos a volar.
Y hemos sobrevivido, aunque no sé bien a qué
y es que andábamos tan perdidos que
no podíamos ver la alegría que se lleva el miedo
los buenos ratos, el sol de enero,
volver contigo cada amanecer.

Gran canción, muy positiva. La vida hay que vivirla a sorbitos, disfrutando, como las tortugas. “Probablemente no encontremos el camino/ pero nos sobrarán las ganas de volar”. A buen entendedor, pocas palabras bastan.
Mis agradecimientos de hoy a Castell y Alberto, con quienes he disfrutado de una comida muy agradable en La Kitchen; y a Helena, que ha estado al pie del cañón en Eurotalent.