Páginas vistas en total

viernes, 31 de diciembre de 2010

11-S, 11-M, 11-J

Hoy acaba el año y acaba la década. Personalmente, creo que si tuviéramos que quedarnos con tres fechas destacadas de los últimos diez años, serían el 11 de Septiembre de 2001, el 11 de marzo de 2004 y el 11 de julio de 2010.

El 11 de Septiembre de 2001, día del atentado de Al Qaeda contra las Torres Gemelas, me pilló la noticia comiendo en un restaurante de la Castellana junto al Instituto de Empresa. Vimos la noticia en el Telediario y no nos la podíamos creer. Por la tarde, sesión de análisis cultural con el Comité de Dirección de Eliop. También ese día fue el principio del fin con mi anterior empresa (el tema terminó el 28 de diciembre de ese año). Para el presidente George W. Bush fue un balón de oxígeno y le aseguró la reelección en 2004. Tengo el privilegio de ser amigo de William Rodríguez, héroe nacional, último superviviente del 11-S que salvó a cientos de personas y que después del 11-S luchó denodadamente por los derechos de las víctimas hispanas. Con William he podido dar conferencias conjuntas y aprender de su valentía.

El 11 de Marzo de 2004, día de la barbarie en Atocha, amanecí en la Universidad Corporativa de Unión Fenosa. La noticia nos pilló en el desayuno. Estuvimos trabajando con el entonces DG de la compañía José María Vázquez Pena y su equipo hasta la hora de comer (dos profesionales de Unión Fenosa fallecieron en aquel atentado terrorista). Por la tarde tomé un vuelo (en Barajas, un silencio sepulcral) y llegué a cenar a Arnedillo con José María Vilas, Presidente de Unilever, y los 50 principales de la multinacional en España. El atentado del 11-M y su mala gestión por el gobierno Aznar provocaron la movilización de buena parte del electorado de izquierda y el triunfo de José Luis Rodríguez Zapatero.

El 11 de julio de 2010, domingo, La Roja jugó la final del Campeonato del Mundo de Sudáfrica. Vimos el partido en casa, por televisión, y tras la victoria (el gol de Iniesta está en nuestra memoria colectiva) niños y mayores se lanzaron a la piscina. En septiembre vio la luz el libro El Mundial de La Roja (que tres meses después está en 2ª edición), con prólogo del Presidente Ángel María Villar. Un legado para el presente y el futuro. He tenido el placer de compartir las lecciones de La Roja, con el portavoz de la Real Federación Española de Fútbol, D. Jorge Carretero, para varias empresas clientes (El Mundial de La Roja fue la base de una jornada de APD en la Ciudad del Fútbol de Las Rozas). Este histórico triunfo culmina la edad de oro del deporte español (Leonor Gallardo y un servidor hemos publicado cinco libros, todos ellos de éxito, sobre este tema).

Tres fechas esenciales en la década. Veremos qué nos depara la siguiente. Te deseo lo mejor para el 2011 que comienza YA.
Gracias William, José María (Vázquez Pena), José María (Vilas), Jorge... Sois maestros en el arte de vivir.