Páginas vistas en total

domingo, 3 de octubre de 2010

De vuelta a Venezuela


Ayer compré en La casa del libro de la calle Orense los textos que me llevo en este viaje. Curiosamente, ninguno de gestión empresarial y liderazgo. Me acompañan Cerebro y mindfulness. La reflexión y la atención plena para cultivar el bienestar, del Dr. Daniel Siegel (Harvard), considerado imprescindible por mi amigo Daniel Goleman; Qué nos hace humanos. La explicación científica de la singularidad de nuestra especie, del Dr. Michael Gazzaniga; Las reglas del viento. Cara y cruz de la Armada española en el siglo XVI, de Carlos Canales y Miguel del Rey; y una Guía de Venezuela, la de Lonely Planet/geoPlaneta, para poder aprovechar los momentos entre conferencia y conferencia.

Aprovecharé también esta ocasión al otro lado del Atlántico para reflexionar sobre el presente y el futuro de Eurotalent, su proposición de valor para el cliente, su “googlización”…

De la prensa de este fin de semana, me quedo con la reelección de Carlos Mas como Presidente de PricewaterhouseCoopers (como alumni, me alegro muchísimo) y el hecho de que la firma quiera hacer más compras en España. El año pasado, PwC ganó un 9’6% más y creció en cuota 2’8 puntos (ya teiene el 20’34% del mercado). En Cinco Días, Paz Álvarez se hace eco de La falta de liderazgo político que empaña la crisis económica. “El capital humano es decisivo. Y los Gobiernos no se ocupan del desarrollo del talento de su pais. Esto es, no se ocupan de la educación, en definitiva del futuro”. Así es, querida Paz. Ni saben qué es el talento ni cómo se desarrolla, ni les preocupa. Paz entrevista a Jesús Vidal, presidente de Germaine de Capuccini. Su madre, Carmen Vidal, fundó la empresa en Alcoy hace 45 años. Javier Fernández Aguado establece un paralelismo entre ‘la noche de los cristales rotos’ (9 de noviembre de 1938) de la Alemania nazi y la huelga del 29-S: excusa, chivo expiatorio, sufrimiento de los más débiles, privilegios, obsolescencia de las propuestas. Una tesis atrevida, una metáfora para que reflexionemos.
De Expansión & Empleo, Atrapados en el convenio colectivo, por Montse Mateos; Ofertas que no son de este mundo, por Tino Fernández (“el talento es menos abundante de lo que quisiéramos, pero ciertamente más de lo que pensamos si sabemos buscarlo bien”, José Medina, Odgers & Berndtson); Las preguntas prohibidas en una entrevista de personal, de Beatriz Elías; Las carreras donde sí hay trabajo, por Ángela Méndez y B. Elías; el caso de Orange, en el que la dirección (con Carmen Recio, DG de Recursos, a la cabeza) se baja a la sala de máquinas: “Debemos romper el aislamiento de la compañía y conocer el viaje que el usuario hace con nosotros”) y El Ojo Crítico de mi buen amigo José Manuel Casado: “Modelo Hollywood”. En EE UU, esta crisis ha destruido cinco millones de empleos en las grandes empresas, que han ido a las pymes. Menos del 10% de los profesionales trabajan en una gran empresa y más de 50 millones de personas son freelances. El modelo de la industria del cine es el que se aplicará a los mercados laborales.
La música de este viaje a Venezuela comienza con una canción de Alejandro Fernández, Me hace tanto bien (http://www.youtube.com/watch?v=nUR4oGoUCr0):
A veces te digo no,
porque no quiero dejarme a mí lagrimas del corazón.
Tengo miedo de perderte.
Advierto que la razón se puede quebrar de amor
y desbordar los sentimientos que tanto tiempo tuve dentro.
Si deja no pierdo igual,
si pierdo es porque me entrego es algo tan natural
tener el control del juego
es algo que no me va,
te dejo la libertad de hacer conmigo lo que quieras
a quererme a tu manera

Y yo soooy
la hoja que lleva el viento que va volando a tu alrededor
y túúúú
el aire que me levanta, que me da fuerza para este amor.

Tu amor me hace tanto bien,
tu amor me hace tanto bien.

Cierro los ojos, quiero tenerte cerca, sentir tu cuerpo;
dame tu mano, vuela conmigo cruzando el universo.
Y siempre contigo estar,
no hay otra forma de amar
que desbordar los sentimientos
que tanto tiempo tuve dentro.

Y yo soooy
la hoja que lleva el viento que va volando a tu alrededor;
y túúúú
el aire que me levanta, que me da fuerza para este amor
y túúúú
la gota de lluvia fresca que va cayendo en mi corazón.

Tu amor me hace tanto bien,
tu amor me hace tanto bien,
tu amor me hace tanto bien.
La gota de lluvia fresca que va cayendo en mi corazón.

Y yo soooy
la hoja que lleva el viento que va volando a tu alrededor;
y túúúú
el aire que me levanta, que me da fuerza para este amor.

Tu amor me hace tanto bien,
tu amor me hace tanto bien,
tu amor me hace tanto bien.

Tu amor me hace tanto bien,
tu amor me hace tanto bien.

1 comentario:

vanity dijo...

Muy buenas tardes Juan Carlos,

Soy Anna, una seguidora de su blog.

Ante de todo, le deseo un bien viaje y una buena estancia en Venezuela.

Quería compartir con usted algo que considero interesante.

Se trata de un documental intitulado Talento vs Inexperiencia (www.talentovsinexperiencia.com)
en el que se habla de cómo el talento no depende de la experiencia. No sé si lo puede considerar útil para sus contenidos.

Un saludo,