Páginas vistas en total

martes, 29 de junio de 2010

Orgullosos de La Roja

He podido llegar a tiempo a casa para ver el España-Portugal cuando llevaba el partido un cuarto de hora de juego. La Roja ha jugado un gran partido, ha dispuesto de media docena de grandes ocasiones (el guardameta luso Eduardo ha sido el mejor de su equipo) y Vicente del Bosque ha sabido reemplazar a “El niño” Torres por Fernando Llorente. Todo un país ha estallado de alegría por la clasificación de cuartos.

Ahora, el principal problema de nuestra selección puede ser la falta de humildad. A priori, Paraguay parece más accesible que Portugal o Chile, equipos a los que hemos ganado. Sin embargo, en el Mundial de Japón y Corea de hace ocho años (estábamos ese sábado por la mañana dando clase a los futuros “coaches”, antiguos alumnos de la Comercial, en el Programa de Coaching de Deusto), nos eliminó Corea del Sur y hace un año, en la Copa Confederaciones, nos ganó en la semifinal Estados Unidos. Como la diferencia entre los errores y los fracasos es que de los errores se aprende, confío en que hayamos aprendido la lección: humildad, esfuerzo, confianza sin soberbia. En este Mundial todavía no hemos ganado nada, aunque estemos entre los ocho primeros. 24 equipos (entre ellos Italia, Francia, Inglaterra, Portugal, Chile, México, Estados Unidos, Corea, Japón) ya se han ido a casa.

En la revista Capital del mes de julio, en portada, Ellos también son Consejeros Delegados. “La política, el ejército, la iglesia, el fútbol, la universidad… son actividades atípicas, que requieren de grandes gestores y de habilidades que no se aprenden en un MBA”. Rafael Pascual hace una semblanza del cocinero Juan Mari Arzak, el director David Serrano, el rector Carlos Berzosa, mi amiga la directora Inma Shara, la SG del PP Mª Dolores de Cospedal, el entrenador del Atlético de Madrid Quique Sánchez Flores, el almirante Manuel Rebollo, el obispo de Santiago Julián Barrio… Y tiene la amabilidad de citar, como expertos en Liderazgo al maestro Santiago Álvarez de Mon y a un servidor.
Además, una entrevista muy interesante de Amaia Arteta y Rafael Pascual al Presidente de El Pozo, Tomás Fuertes, que dice estar de vacaciones 365 días: “En la vida no te tienen que enseñar, tienes que querer aprender”, un artículo de Valentín Bustos sobre la clase alta en España (9.000 personas tienen rentas superiores a 600.000 euros), un análisis de Jordi Benítez sobre lo que cuesta la tele y otro sobre la estrategia de Jazztel, Las lecciones de cine de Telecinco (39% del mercado nacional en 2009), por Rafael Pascual, la transformación de Xerox, por Geoff Colvin (Fortune) y La carrera cultural de las ciudades (16 capitales españolas compiten por la culturalidad de 2016), por Amaia Arteta: Alcalá de Henares, Burgos, Cáceres, Córdoba, Cuenca, Islas Baleares, Las Palmas, Málaga, Murcia, Oviedo, Pamplona, San Sebastián, Santander, Segovia.

Hoy precisamente me habría encantado haber asistido en Cáceres al Roadshow de mis buenos amigos José María Gasalla y Leila Navarro en la EBS. Un día con el Roadshow y después la victoria de La Roja es un gran día. El mío sin duda lo ha sido.

Mis sinceros agradecimientos del día: a Sebastiá, que se dio cuenta del gazapo del post de ayer (tres pedidos, no tres peRdidos); a José María y Agustín por su generosidad, a Juan Llobell, subdirector de Capital, que tan alto está manteniendo el listón de la revista mientras Consuelo está de baja maternal y a Vicente del Bosque por hacernos tan felices a más de 47 millones de españoles (y al resto de millones de aficionados de La Roja en Iberoamérica y en el resto del mundo).
Pasado mañana jueves 1 de julio se presenta en ESIC (Pozuelo) a partir de las 5 de la tarde el programa Directivo Comercial Coach, un novedoso programa de desarrollo para la Dirección Comercial. Javier Molina, profesor de la casa y uno de los mayores expertos españoles en marketing y ventas y un servidor hablaremos al alimón sobre lo que está pasando en lo comercial y en el desarrollo del talento. Creo que va a estar genial. Entrada libre. Conviene apuntarse en ESIC (www.esic.es)