Páginas vistas en total

domingo, 30 de mayo de 2010

El último en aguantar de pie

69ª Feria del Libro de Madrid, este 2010 dedicada a los países nórdicos. Para un servidor, venir a firmar ejemplares es una bonita tradición desde hace 9 años, desde que Zoe era un bebé de meses e iba a presentar La sensación de fluidez. Esta mañana, en la caseta de la librería Discofer y por la tarde, en la de la Librería Salamanca. En ambos casos, con Leonor Gallardo, co-autora de Liderazgo Guardiola.

Una ocasión para conocer a gente interesante. De 12 a 14 hemos coincidido con Lorenzo Bernaldo de Quirós, uno de los mejores economistas españoles, que ha publicado junto a Jordi Sevilla ¿Estado o Mercado?, un libro que Lorenzo ha tenido la amabilidad de firmarme y que voy a leer con el máximo interés. No le conocía personalmente y me ha parecido de verdad encantador. Ha sido padre hace 15 días y transmite paz, claridad y cercanía. Se nota que es un tipo estupendo.

Me hubiera gustado pasar por las casetas donde firmaban Luis Alberto de Cuenca, Lorenzo Silva, Javier Rioyo o Luis García Montero, pero no ha podido ser por premura de tiempo. Por la mañana, nos han acompañado Roger Domingo y Oriol Alcorta, de Editorial Planeta. Por la tarde he podido estar un rato con Helena López-Casares (editora de LID y autora de Nadal. Pasión y coraje), Ricardo Mendiola (Director Comercial de Pearson Educación), Juan Martín Lucas y señora, Teresa Goya y pasar a saludar a Rubén Turienzo, que acaba de presentar Saca la lengua. Rubén, gran amigo, es una de nuestras principales referencias en Estrategia personal. Me ha hecho una dedicatoria preciosa. Muchas gracias, Rubén.

De la prensa de hoy me quedo con el artículo de Ángela Méndez en Expansión & Empleo (hoy en El Mundo, ayer en Expansión) sobre el libro Cocinando Liderazgo, de mi buen amigo Douglas McEncroe: Los buenos equipos se hacen con mimo y fuego lento. Este Cocinando Liderazgo es uno de los grandes libros de la temporada (prólogo de Francisco Román, Presidente de Vodafone; epílogos de Santiago Álvarez de Mon y un servidor). En El País Negocios, el artículo de Carlos Gómez sobre el Grupo Abengoa: Al sol que más calienta. Biocarburantes, renovables y medio ambiente impulsan al grupo Abengoa. En 2009, las ventas de Abengoa han supuesto 4.147 M € (hace 10 años, eran la quinta parte) y el beneficio, 170 M € (en 1999, 22). Fernando Barciela, en el mismo suplemento, escribe sobre Zara. Acelera su crecimiento en Asia Pacífico con unos precios un 10% mayores que en Europa (franja alta del mercado). Y Borja Vilaseca escribe sobre Ovejas que no necesitan pastor. Se refiere al cambio de paradigma (“la autoestima del aprendiz”) y cita a Anthony de Mello: “Quien vive con miedo termina encadenándose a una vida marcada por el malestar, inventando todo tipo de excusas para no atreverse a cambiar”.

Dave Ulrich, uno de los más grandes en esto de los Recursos Humanos, ha declarado que “La crisis distinguirá a las empresas fuertes de las que no lo son”. Así lo recoge Luis M. Ontoso en ABC. Efectivamente, hay ganadores y perdedores. O, como dice Warren Buffet, cuando baja la marea es cuando se ve quién llevaba bañador. En nuestro país hay muchas empresas sin bañador (sin políticas de gestión del talento) y ahora se están dando cuenta.

En El Mundo, José Antonio Marina cita una frase de su tocayo Sánchez Asiaín, ex Presidente del Banco de Bilbao y catedrático: “Los mercados financieros, a pesar de su mayor eficiencia, han ido progresivamente desvinculándose del sector real”. Cita a Alain Touraine, flamante Premio Príncipe de Asturias: “La crisis económica ha establecido una separación definitiva entre la economía y la sociedad”. JAM considera (y un servidor con él) que es al revés: la separación ha provocado la crisis. Como las transacciones financieras han superado en más de cinco veces a las de la economía real, estamos instalados en una burbuja permanente. Sentados sobre un polvorín.

Me ha llenado de tristeza saber de la muerte del actor Dennis Hopper. El motero de Easy Rider, buscando mi destino. Antes, ya había actuado en Rebelde sin causa, Gigantes, Duelo de titanes y La leyenda del indomable. Recuerdo su papel en Apocalipse now y, como si fuera ayer, en los cines Alphaville de Madrid haber visto hace 30 años Out of the blue (Caído del cielo). Siempre recordaré al segundo entrenador de Gene Hackman en Hoosiers (la mejor película sobre el trabajo en equipo rodada jamás) y al amigo de Ben Kingsley en Elegy, de Isabel Coixet (un canto al amor, a la inteligencia y a la belleza). Manohla Dargis ha escrito de él en The New York Times: “Ha sido rico y villano, ha estado perdido y fue encontrado, ejerció como la próxima gran esperanza, fue el último hombre en aguantar de pie”.