Páginas vistas en total

viernes, 16 de abril de 2010

Innovaciones educativas

Esta mañana hemos visitado tres colegios de primaria en Henderson, Nevada, en el apartado del Challenge (después de la competición propiamente dicha) titulado “Escuelas del futuro”. Tres maravillosos ejemplos de que la educación es la inversión más rentable que existe.

El primero ha sido el John C. Vanderburg Elementary School, el único colegio del mundo que tiene una “selva amazónica” (Rainforest Biophesfere) en su institución. Se abrió el 7 de noviembre de 2002 y está construida enteramente con fondos privados (familias y empresas). Fueron los propios alumnos (niños y niñas de entre 5 y 11 años) trabajando codo con codo con arquitectos voluntarios quienes la hicieron posible. En primer grado (7 años) estudian directamente las plantas y los animales (en esta selva, hay iguanas, loros, etc). En 2º (8 años), los productos que se obtienen de la selva. En 3º (9 años), las plantas medicinales. En 4º (10 años), los héroes del medioambiente y en 5º (11 años) los temas medioambientales. Una maravilla. Los propios niños, situados en distintas zonas del “Rainforest”, nos han ido explicando lo que podíamos ver.
El área comienza con la réplica de un templo maya, homenaje a las selvas de Centroamérica. Trata de las culturas indígenas. En la propia selva, dedicada a la Amazonia, hay una catarata, tortugas, más de 60 mariposas, escarabajos y otras especies, cacatúas y la réplica de un gorila de espalda plateada, homenaje a Diane Fossey. Además, hay un Laboratorio de crecimiento (que trata de las selvas del sudeste asiático) y un centro de ordenadores (homenaje a las selvas africanas). Su página web es www.rain-tree.com
La Sra. Catherine Maggiore, Directora del centro, y todo su equipo nos han mostrado una amabilidad exquisita como anfitriones.

Después hemos ido al Frank Lamping Elementary School, donde nos ha recibido el Director Frank Solomon y el propio Frank Lamping (que es una eminencia en la ciencia de este Estado). Se trata del mejor colegio en Ciencias de Nevada. Su Centro de Exploración de las Ciencias es impresionante: los niños, como dicen ellos, “hacen ciencia”, no la estudian. Sus alumnos han quedado 1º, 2º, 4º y 6º en la Olimpiada matemática. Disponen de un simulador espacial proporcionado por la NASA, el Tri-Desert Garden (con especies del desierto locales), the Greenhouse (un invernadero en el que los alumnos cultivan plantas y las venden), el William McCool Science Center (en memoria del difunto astronauta del Columbia William McCool, cuyos padres son de Henderson) y la escuela de futuros paleontólogos (única en el Estado). La Escuela Lamping tiene como valores la seguridad, el carácter, la compasión, las altas expectativas y el progreso.

La tercera parada de la mañana ha sido en la McCaw School of Mines, creada hace 13 años para acercar a los niños a la minería, tan importante en este Estado (Nevada es el 3º productor del mundo de oro; la minería genera 14.800 empleos directos y otros 52.000 indirectos en el Estado). Reproduce una mina (diseñada por Disney tras la producción de Indiana Jones), un neumático gigante (cuesta 24.000 $ para un camión de 6 ruedas y dura 8 meses), un mural gigante sobre la minería pintado por niños, un vagón de tres y varias grandes máquinas. Impresionante la energía de la profesora Jenny, que soñó con hacer esto hace 17 años y lo ha hecho realidad.
En estas tres maravillosas escuelas nos ha insistido en la importancia de los valores, de la implicación de la comunidad, de la iniciativa privada y de la sociedad civil. Es el presente y el futuro.

Por la tarde, los “tres chamanes” de este Challenge (Mario Alonso Puig, José María Alonso y un servidor) hemos comido rápidamente en Pampas, un rodizio brasileño en el Mile Center.

Después, hemos ido a una boda en Las Vegas. Sí, una boda típica, de esas de las pelis. Se han casado (hace un mes lo hicieron oficialmente en Extremadura) dos participantes del Challenge, Gonzalo y Xenia, y unos 50 de nosotros hemos asistido a la ceremonia, que ha sido como en las películas. El novio, vestido de Elvis. La novia, de Marilyn. El oficiante, de Elvis joven (se expresaba como “el rey del rock”). Ha sido divertidísimo. Hemos cantado juntos varias canciones de Elvis y lo hemos pasado genial.

A las 19.30, el show de David Copperfield en el MGM Grand. En esta sociedad del espectáculo, tenemos que admirar y aprender de los mejores. Copperfield es la referencia absoluta en la magia (ha ganado 21 premios Emmys) y lo demuestra. Ha hecho números absolutamente alucionantes.
El espectáculo de David Copperfield ha durado algo menos de 90 minutos. Después hemos ido a ver KA, del Circo del Sol, también en el MGM. Increíble. No he visto una cosa igual en todos los días de mi vida. Un teatro para 1.950 espectadores, con sonido estéreo individual en cada butaca y un escenario superespectacular. Ya no es sólo la emoción, el sonido, el color, sino las acrobacias, las artes marciales, el fuego, el agua, la arena. Te pasas todo el espectáculo con la boca abierta. En su 25º aniversario, el Circo del Sol ha conseguido algo increíble. Aquí en Las Vegas mantiene seis espectáculos permanentes (Elvis, The Beatles, Zumanity, Mistère O y Ka).
En esta ciudad además están cartel El Rey León, El Fantasma de la Ópera y actuando Cher, por poner algunos ejemplos.

Innovación educativa, sociedad del espectáculo. Una experiencia fascinante.

1 comentario:

Blanca dijo...

Hola. Quería pedirte más información sobre la Escuela de futuro que visitaste en Nevada.
un saludo