Páginas vistas en total

jueves, 5 de noviembre de 2009

Gordon Gekko y la fluidez espacial

Tercer viaje al País Vasco en una semana. Vuelo de las dos de la tarde a Bilbao, a participar en el Cine Fórum empresarial APD, organizado por la Asociación para el Progreso de la Dirección y el Guggenheim Bilbao. Se trata de la sexta edición (tercera temporada), con la película Wall Street, de Oliver Stone.

He llegado a los postres en el Guggenheim y después hemos disfrutado de una visita privada a la exposición sobre Frank Lloyd Wright. Lucía, la guía, ha sido una magnífica anfitriona de una exhibición fascinante que muestra la “fluidez espacial”. Mr Wright (como le llamaban sus discípulos), 1867-1959, es uno de los arquitectos de talla mundial. Se cumplen los 50 años del Guggenheim de Nueva York (diseñado por él), un “templo del espíritu”. La exposición repasa desde la didáctica, la labor con su equipo en Taliesin (en Wisconsin y Arizona), sus proyectos innovadores, sus obras principales… Fascinante. Estará en el Guggenheim de Bilbao hasta el 14 de febrero. Extremadamente recomendable.

A las 18.30 horas, han presentado el acto Juan Ignacio Vidarte, DG del Museo Guggenheim y Federico San Sebastián, Consejero de APD Zona Norte y letrado del Consejo de Iberdrola.

Wall Street (1987) trata del proceso de “perversión” del broker Bud Fox (Charlie Sheen) por el magnate Gordon Gekko (Michael Douglas, que recibió el Óscar por su interpretación en esta película). Una cinta de plena actualidad en esta crisis de codicia.

A las 20.40 horas hemos tenido una mesa-coloquio en la que han intervenido Manuel Ardanza, subdirector general de la Bolsa de Bilbao, Antón Azlor, adjunto a Presidencia y Director de Gestión de Personas de TUBACEX e Ignacio Marco-Gardoqui, Director de Banca Privada de La Caixa, moderada por un servidor.

Les he preguntado cuestiones como éstas:
- ¿Hasta qué punto la película es actual respecto a la crisis?
- El broker es mitificado (y demonizado en la película). ¿Cuál es la realidad sobre esta profesión?
- La Codicia como epidemia
- La escena de Gordon Gekko en a junta de accionistas de Teldar (“Greed is good”, “La codicia es buena”)
- La figura del padre (Martin Sheen, el sindicalista que trabaja en Bluestar) y el “padrastro” Gordon Gekko. El glamour y la decencia.
- ¿Funcionan los mecanismos reguladores?
- ¿Y cómo se sale de ésta? ¿Cómo insuflar confianza y demanda?
- ¿Qué lección se puede extraer de la película?

Ha sido un debate de altísimo nivel. Manu, Antón e Inas han estado de maravilla, planteando puntos de vista propios y originales. Me consta que el público ha disfrutado muchísimo de la película y del debate posterior.
Y después, de pintxos con mis amigos Joseba y Cristina. Mi amigo Goyo se había invitado a la Fundación Athletic a ver la segunda parte del partido de la Europa League, pero me parecía abusar...

1 comentario:

stepienybarno dijo...

Hemos caído en tu blog, por causalidad, y no hemos podido resistir echar un vistazo.
Madre mía que puntualidad y que capacidad de comunicación! Cuanto orden y claridad! De lo que hemos leído, decirte que se ve que los artículos están muy bien planteados y estructurados. Así que felicidades desde Stepienybarno.