Páginas vistas en total

sábado, 2 de mayo de 2009

El Madrid-Barça

Esta mañana, en El Economista, Carlos Halcón escribía lo siguiente:

- Promoción interna: El Barcelona cuida más a la cantera.
- Branding: Los azulgranas aportan más a la selección y su juego es más vistoso.
- Patrocinio: El Barça cede su espacio a Unicef, el Madrid lo vende a Bwin.

“Real Madrid y Barça se disputan la Liga en el Bernabéu con dos modelos de gestión diametralmente opuestos, pero con un reto común: ser el mejor.
Imaginen una empresa con un modelo corporativo perfectamente adaptado a sus necesidades, que ha nombrado como consejero delegado a un directivo formado en la propia compañía desde sus tiempos de becario, que conoce perfectamente la filosofía de la empresa y que ha sabido descubrir talentos ocultos en diversos departamentos para lanzarlos como ejecutivos, con un rendimiento más que notable, una cuenta de resultados de récord y el reconocimiento por parte de instituciones y medios especializados del sector como el modelo ideal de gestión empresarial.
Piensen también una segunda empresa, rival de ésta en el mismo sector de actividad, con un consejo directivo provisional, una política de contrataciones laborales pensando en el día a día, formando empleados que acaban marchándose a los consejos de dirección de otras compañías y con un modelo de gestión en entredicho.
Sin embargo, esta segunda empresa está consiguiendo ganarle cuota de mercado a la primera y amenaza con desbancarla como líder del sector. ¿Les suena? Pues este ejemplo, traído del mundo empresarial, es el que define la situación en la que llegan Real Madrid y Barcelona al gran clásico de Liga que se juega hoy en el estadio Bernabéu. Sobra decir quién representa un caso y otro.
"En realidad son dos modelos similares, que se fundamentan en la figura de unos jugadores para obtener resultados, pero el Barça tiene este modelo más desarrollado en la figura de Messi, Eto?o, Xavi o Iniesta", explica Fernando Huertas, director de ESERP Business School y profesor del Máster en Gestión de Empresas Deportivas impartido por esta entidad. "El Madrid", añade, desde hace un par de años ha ido perdiendo las figuras carismáticas que tenía".
Imagen de marca
El Barcelona llega al clásico con una mejor percepción de marca, según Huertas, para quien "la presencia de más jugadores del Barça en la selección y el hecho de promocionar a gente joven, como Piqué o Busquets, atrae y genera branding".
En otras palabras: el Barça es percibido como mejor equipo que el Real Madrid, un club que "se fija más en el partido a partido que en el largo plazo. En este sentido el Barça, que en los últimos años está disputando semifinales de Champions, cuenta con un modelo que le va a permitir subsistir en el tiempo".
Teoría del autobús
Otro punto discordante es la gestión del talento por parte de uno y otro conjuntos. "El Madrid", añade Juan Carlos Cubeiro, director de Eurotalent, "se encuadra más en la llamada teoría del autobús", esto es, "coge buenos jugadores y mira lo que pueden hacer por el club, con lo que acaban dependiendo más del talento individual de éstos que de la política de la empresa".
Por su parte, el Barcelona "ubica el talento en función de lo que necesita", es decir, que no se limita a fichar jugadores de talento, sino a "aquellos que encajan con las necesidades del equipo", otro ejemplo más de que los culés planifican pensando en el largo plazo.
Más detalles que diferencian ambos esquemas de gestión: la promoción interna. En el Camp Nou "funciona mejor", aclara Cubeiro, en relación al número de canteranos que han subido al primer equipo en el último año, mientras que "el modelo del Real Madrid limita más el crecimiento de sus canteranos". Sirva como prueba que en los últimos tres años se han marchado del club Negredo, Mata, Balboa, Diego López o Filipe Luis, que juegan como titulares en otros clubes de Primera.
El favorito
La balanza de la eficiencia empresarial parece inclinarse de lado azulgrana esta temporada, aunque no hay que olvidar que con el mismo modelo el Madrid ha ganado las dos últimas Ligas. Bajo estos parámetros, ¿quién es favorito para el clásico?
Desde el punto de vista de la competencia corporativa, hay varios factores a tener en cuenta, entre ellos "la cultura de la organización", continúa Cubeiro, autor del libro La Roja, el triunfo de un equipo, sobre el papel de la selección española en la Eurocopa. "El modo de hacer las cosas en el madridismo tiende a la arrogancia y el Madrid puede caer en el error de creer que va a ganar por jugar en casa. Para el Barça, su punto débil en término de cultura es el victimismo".
También es importante tener en cuenta "el ambiente de trabajo, que en este caso puede favorecer al Madrid, porque se ha puesto a 4 puntos y vive un clima de superación". En cualquier caso, como concluye Fernando Huertas, "el modelo de gestión, al final, se fundamenta en si la pelota entra".

Más que como Fernando Huerta, opino como Ferrán Soriano: La pelota no entra por casualidad. Como todo el mundo sabe, al final el resultado del Bernabeu ha sido 2-6. En el F. C. Barcelona han jugado bien todos (con la excepción de Etoo y Abidal): dos goles de Henry, dos de Messi y dos de los centrales (Xavi y Piqué). En el Real Madrid, a pesar de los esfuerzos de Raúl, el destacado ha sido Casillas (pudieron caer cuatro o cinco más). “Cuando juegas contra un rodillo, no puedes hacer nada” (Casillas). ¿Las claves? El mal marcaje de Sergio Ramos a Henry (dos goles del francés, en momentos decisivos), la incapacidad de Lass y Gago para parar a Xavi e Iniesta (como hicieron Valencia y Chelsea)… y eso que Messi no marcó todas las veces que pudo y el Barça falló dos veces por alto (los goles de Higuiaín y Ramos).

Juande Ramos ha hecho una labor asombrosa, de récord, con este Real Madrid, pero la diferencia de talento (individual y sobre todo colectivo) entre los dos equipos es impresionante. La Liga 2008-2009 está sentenciada.