Páginas vistas en total

sábado, 7 de febrero de 2009

Chihuahua


Sábado de descanso, frío y ventoso, en Madrid. He ido con mi hija Zoe a ver Un chihuahua en Beverly Hills, la última de Disney. El cine estaba absolutamente completo en la primera sesión de la tarde. La película no es nada del otro jueves (IMDB, la base de datos internacional de películas, la otorga un 2’4 sobre 10), tiene una banda sonora superpegadiza y, con un presupuesto de 20 millones de dólares, ha recaudado en Estados Unidos cinco veces esa cantidad (y le queda la recaudación internacional + el DVD y blu-ray). Un ejemplo de marketing excelente (incluyendo la gran cantidad de anuncios en Disney Channel), con un segmento de público bien definido y un taquillaza seguro. Como único aspecto a mejorar, el merchandising: he estado con Zoe esta tarde en la tienda Disney de La Vaguada y no había nada de “Chihuahuas”…

De la prensa de hoy, me quedo con el artículo de Douglas McEncroe en Cinco Días sobre La esencia del liderazgo de Obama. Como siempre, las ideas de Douglas sobre el liderazgo son de lo mejorcito que puede leerse. Del mismo diario, la columna de Paz Álvarez ¿Por qué anuncian que bajan sus salarios?, en el que pone de manifiesto la profunda desigualdad retributiva en muchas empresas entre los altos directivos y el resto de la plantilla.

En Expansión & Empleo, Tino Fernández identifica a la “generación G” (de generosidad): personas con valores, compromiso y orgullo. Estoy muy de acuerdo con Tino en que hay jóvenes muy implicados con la sociedad actual y con los menos favorecidos. También en E&E, Cristina Rodríguez y Patricia Enríquez tratan del concepto de “indefensión aprendida” (Martin Seligman) aplicado al desempleo, y José Manuel Casado nos advierte de la “competitividad de pacotilla”.

Y sobre la polémica de la banca y los créditos, Iñigo de Barrón concreta que entre noviembre de 2007 y noviembre de 2008, los créditos han aumentado un 6’8% (entre las cinco mayores entidades, Santander, BBVA, La Caixa, Popular y Caja Madrid, ha subido un 9%). Eso sí, es un crecimiento de la mitad que en años anteriores. Según Emilio Botín, la producción industrial ha caído un 19%, el desempleo ha subido un 66% y las matriculaciones de coches han descendido un 47%. La petición de créditos ha disminuido un 22% y la morosidad ha aumentado un 273%. El mayor problema está en el sector inmobiliario, porque las entidades ya están “pilladas” por 300.000 millones de euros.

Estoy siguiendo con atención las altas temperaturas en Australia (hasta 48º) y el drama de las muertes provocadas por los incendios. Mi solidaridad con este gran país, que espero conocer muy pronto. Espero que este drama dure lo menos posible.